columna, revisiones

La felicidad. Avengers Infinity War (primera reflexión sin spoilers)

avengeres2

Estimados lectores ¿qué los hace felices? ¿qué es eso que les llena el pecho y les da alas para flotar? ¿Se lo han preguntado? ¿Existe tal cosa?

Hay personas que logran ser felices. Es difícil y por lo regular lo alcanzamos a medias porque, francamente, somos algo inconformes. Pero hay ocasiones, aunque sean escasas, en las que te encuentras a ti mismo sobre una pila de almohadas de aire ligero. Te sientes en paz, diferente, ajeno al pesimismo y a la falta de sentido.

El científico lo es cuando recién identifica la cura de una enfermedad o, si vamos más allá, cuando descubre la gravedad o que la tierra gira alrededor del sol. El futbolista, cuando mete gol en la final de la copa del mundo y se lleva el trofeo a casa. El abogado que ganó el juicio más importante de su carrera. El niño que consiguió helado. El perro que acaba de ser acariciado por su amo. El poeta cuando ve a su musa o el reloj cuando da la hora.

Es una pregunta sencilla, sin embargo, posiblemente sea la más difícil de responder. He reflexionado por algún tiempo sobre los eventos que te colman de alegría. Es un hecho que varían, depende de la persona y sus circunstancias, así que solo les puedo contar las míos. Posterior a la debida introspección, aunque les cueste creerlo, ubico algunos pequeños y muy contados momentos de plena felicidad: la tarde que fui por primera vez al estadio Azteca y vi ganar a la selección mexicana contra la de Estados Unidos. Ese 3 de febrero del 2012, en el que le di un beso por primera vez. En la navidad de hace 20 años, cuando recibí por fin el Tiranosaurio Rex que le pedía a Santa. Aquellas salidas en la universidad o en la prepa, que me dieron la oportunidad de darme cuenta de la auténtica amistad. Las horas de cariño sincero que solo la familia te regala y, finalmente, hoy en la madrugada, después de gozar Avengers Infinity War, pues, como cinéfilo, fan de las películas de súper héroes y amante de esa experiencia que solo se consigue enfrente de una pantalla grande, no me he topado con nada mejor.

Ojalá ustedes descubran y redescubran pronto los que los hace felices y, ojalá también, disfruten tanto como yo, de la película que tardó 10 años y 18 precuelas en gestarse. Créanme, esto, no se vive todos los días.

Pd. Les debo los LENTES. Se los ponemos en la segunda review, que lanzaremos cuando ya todos la hayan visto y en donde analizaremos porqué le gustó tanto a El Miope. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s